Naciones Unidas Examen Periódico Universal (EPU)

Presentar un informe: EPU





Las propuestas oficiales pueden centrarse en uno o varios derechos humanos protegidos en virtud de instrumentos de las Naciones Unidas, incluida la Declaración Universal de Derechos Humanos, la Carta de las Naciones Unidas y los documentos de los que el Estado es signatario, como el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos. En los informes también se puede esbozar la adhesión del Estado a los compromisos de derechos humanos que ha hecho a nivel nacional, así como a los de derecho internacional humanitario.

La propuesta oficial de una sola organización no puede exceder las cinco páginas, sin embargo, una coalición de organizaciones no gubernamentales pueden presentar informes de hasta diez páginas. Las organizaciones podrán adjuntar informes y datos adicionales a la propuesta de cinco a 10 páginas siempre que sea necesario apoyar hechos expuestos en dicha propuesta.

Las organizaciones deberan asegurarse de seguir los requerimientos de formato para una propuesta oficial, los cuales están listados en inglés y francés en la Guía Técnica de la Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos (OACDH)

Las propuestas para el examen del EPU deben ser enviadas a: uprsubmissions@ohchr.org. El secretariado de la OACDH confirmará la recepción por correo electrónico. Las fechas límites para las propuestas son de seis a ocho meses antes de la sesión de examen. Un programa de los próximos países en ser examinados está disponible aquí


Qué incluir en la propuesta

-Información sobre la sesión (Número de Sesión, Fecha, País bajo examen)

-El nombre de la organización e información de contacto debe estar claramente indicada en o cerca de la parte superior de la propuesta. Si el envío es preparado en forma conjunta, se incluyen los nombres de todos los que han contribuido.

-Un resumen ejecutivo y/o una introducción debe concentrar los principales puntos de la propuesta y poner de relieve las recomendaciones realizadas. Aquí, los interesados deberán presentar una descripción breve de las actividades de la organización e incluir "palabras clave" que describan el (los) ámbito(s) de los derechos humanos en los que se centra el informe, por ejemplo "la libertad de prensa".

-El (los) método (s) que la organización utilizó en la recolección de información debe(n) incluirse cerca del principio del informe. Aquí, una organización debe mostrar cómo se ha asegurado de que la información que proporciona es exacta y objetiva.

- Incluir las estadísticas, casos concretos, y los hechos que ilustran la situación de derechos humanos en el terreno. Consulte los documentos y compromisos internacionales y nacionales de derechos humanos para mostrar si los países están alcanzando o yendo por debajo de las obligaciones específicas.

-Sugiera maneras en que la comunidad internacional pueda ayudar al país en cumplir con sus obligaciones de derechos humanos a través del apoyo técnico y de la construcción de capacidades.

-Recomiende acciones que el Estado debería llevar a cabo para mejorar la situación de los derechos humanos.


Qué no incluir en la propuesta

-La OACDH recomienda fuertemente que los incidentes, estadísticas y otros hechos en el documento no refieran a un período anterior a los cuatro años previos al examen.

-Las propuestas no deberían incluir información de segunda mano, a menos que respalde claramente la información original.

-No se aconseja discutir de casos individuales en las propuestas, a menos que sea emblemático.

-El Consejo de Derechos Humanos pide que las propuestas eviten repetir las conclusiones y recomendaciones formuladas por los tratados de derechos humanos o los procedimientos especiales del Consejo de Derechos Humanos.

-Como se subraya en la Guía Técnica de la OACDH, las organizaciones deberían evitar colocar excesivas notas de pie de página.

-Como se resalta en la Guía Técnica de la OACDH, las organizaciones no deberían incluir como anexos fotos, mapas, reportes anuales, reportes de otra organización o cualquier información que no esté directamente respaldando la información presentada en la propuesta.


Factores a ser considerados al momento de formular recomendaciones

-Las organizaciones deben asegurarse de que sus recomendaciones son acciones concretas, específicas y medibles. La OACDH será más proclive a incluir dichas recomendaciones en su documento de compilación y los Estados miembros estarán más propensos a llevar tales recomendaciones al tapete.

-Idealmente, el número de recomendaciones no debería exceder las 10 y debería estar cerca de cinco para asegurar que cada recomendación reciba la consideración y prominencia que merece.

-Preste atención a los verbos. Las recomendaciones que piden que un Estado lleve adelante una acción determinada probablemente tengan verbos fuertes como "suprimir", "adoptar" o "investigar", mientras que las recomendaciones que usen verbos más pasivo o vagos, tales como "perseguir" "considerar" o "evaluar" pueden a menudo ser interpretadas en sentido amplio y no tienden a requerir una acción en particular. La “categoría de acción” (The Action Category), desarrollada por el profesor Edward R. McMahon de la Universidad de Vermont, con el apoyo del EPU-Info, puede ayudar a las organizaciones a elegir los verbos de manera inteligente.

-Al momento de formular recomendaciones, puede ser útil investigar sobre recomendaciones realizadas y aceptadas por Estados con desafíos y violaciones similares en derechos humanos, vea (en inglés solamente) http://www.upr-info.org/database/.

-Las ONGs deberían formular algunas recomendaciones, usando un lenguaje y realizando solicitudes que el Estado puede estar propenso a aceptar. De esta manera, las organizaciones pueden trabajar con el gobierno para implementar sus recomendaciones. Además, los grupos pueden luego supervisar los progresos realizados en tales recomendaciones e informar sobre los errores de implementación al Estado examinado, a los Estados miembros y al Consejo de la EPU.

-Dicho esto, las organizaciones no deberían dejar de promover las recomendaciones que el Estado probablemente rechace. Cuando un Estado rechaza una recomendación, el gobierno abre la puerta a la censura por parte de la comunidad internacional y de las organizaciones de derechos civiles. Las cuestiones importantes de derechos humanos pueden también ser puestas en evidencia de esta manera.


Consejos generales para propuestas efectivas

-La OACDH insta a las partes nacionales interesadas a celebrar consultas entre sí y preparar propuestas conjuntas antes del proceso del EPU. Al preparar una propuesta conjunta, las organizaciones también tendrán más tiempo y recursos para actividades de lobby frente a Estados miembros con el fin de expresar sus recomendaciones en el examen oficial.

-Si bien las propuestas serán aceptadas en los seis idiomas oficiales de las Naciones Unidas, se preferirá el inglés, francés o español. Una propuesta de una organización será más probablemente leída por más Estados miembros si está escrita en uno de estos tres idiomas.

-Asegúrese que la propuesta sea revisada por personas competentes en ortografía y gramática.

-Los grupos que realizan una propuesta para el examen deben estar bien versados en los documentos de las Naciones Unidas y los mecanismos de los que el país es signatario y deben citar violaciones a los derechos humanos de acuerdo a estos documentos. Además, las organizaciones pueden responsabilizar a los Estados a promesas voluntarias hechas a nivel nacional y al derecho internacional humanitario aplicable. Enlaces a mecanismos obligatorios y voluntarios de derechos humanos internacionales pueden encontrarse aquí. Asimismo, también está disponible la sesión informativa general sobre los documentos principales de derechos humanos de las Naciones Unidas (en inglés: general briefing on the main UN human rights documents).

-Uno de los objetivos del EPU es poner de relieve los avances y logros alcanzados por los Estados en la protección y defensa de los derechos humanos. Al reconocer los logros alcanzados en la libertad de expresión e información, las organizaciones pueden promover dicha conducta. La retroalimentación positiva también podría conducir a un mayor diálogo entre la ONG y los funcionarios gubernamentales.

-Transmita las preocupaciones y cuestiones prioritarias destacándolas en la introducción y en las recomendaciones. Además, asegúrese de que los anexos se centren en corroborar las cuestiones prioritarias.


Ejemplos de propuestas que reflejan buenas prácticas (documentos en inglés)

ARTÍCULO 19, Propuesta sobre Libertad de Expresión en Indonesia (2007)

ARTÍCULO 19 y la Iniciativa de Justicia (the Justice Initiative), Propuesta sobre Egipto (2010)

Amnistía Internacional, Propuesta sobre el Reino Unido (2008)

Centro de Derechos Humanos, Universidad Diego Portales, Informe sobre Chile (2008)

Human Rights Watch, Propuesta sobre Camboya (2009)

PEN Canadá, Propuesta sobre Canadá (2009)

PEN Internacional, Propuesta sobre Kenia (2009)


Más en la web

Todas las propuestas de ONGs están alfabéticamente organizadas por país examinado en la Base de datos del EPU.